Las madres estamos hechas de otra pasta. De eso no me cabe la menor duda. Hoy os traigo el parto positivo de Maria. Su segundo bebé Mark llegó al mundo poco después de que Maria durmiese a su hermanita de 17 meses mientras las olas uterinas iban y venían ¡Cada dos minutos!

Maria preparó su parto con el libro de hipnoparto (recordad que desde abril también está disponible el curso online de Parto Positivo) y hoy comparte con nosotr@s su maravillosa experiencia. Os dejo con sus palabras:

Siempre leo tus posts y testimonios y me encanta. La verdad es que fuiste una de mis inspiraciones para llevar a cabo este segundo parto de forma natural. El primero ya lo fue, pero esta vez fue todo mucho más intenso, breve e increíble. Te cuento. Tengo una nena de 17 meses entonces (ahora 18). Lo que más me preocupaba era dejarla en casa mientras yo me iba a dar a luz, sobre todo porque nunca había pasado una noche lejos de mí. Por otro lado ella toma aún pecho, y es como se suele dormir. Así que, con toda la entereza y fuerza q solo una madre puede tener, aguanté contracciones cada 2 min mientras dormía a mi pequeña. Y lo conseguí. Conseguí hacerlo sin decir ni un “ay”, pero debo confesar que eran muy intensas. Aguanté todo lo que pude en casa en silencio. Incluso disfruté de un baño caliente con mi niña antes de dormirla. Cuando ya no pude más le dije a mi marido que debíamos irnos, y fue en nuestro parking donde comencé a retorcerme con unas contracciones muy intensas.

“Al final, llegamos al hospital y con ayuda de mi respiración y concentración rompí aguas en el ascensor del hospital. Tan solo 10 min después mi niño vino al mundo, con tan sólo 3 empujones. No podía creerlo. Creo que toda la concentración, la positividad a la hora de pensar en que con cada contracción mi bebé estaba más cerca de venir al mundo fue lo que realmente me llevó a que todo sucediese tan bien”

Debo decir que mi hijo pesó más de 4,2 kg y solo me dieron un puntito. Yo quería repetir en la bañera, al igual que con mi hija, pero todo fue tan deprisa que no pudo ser.

Ahora me encanta pensar una y otra vez en lo maravilloso, salvaje e intenso que fue este parto. En una sola palabra: maravilloso.

Gracias por leer mi experiencia y gracias por ayudar a tantas futuras mamás

¡Gracias a ti Maria! Por compartir y por tu confianza.

Si has llegado hasta aquí porque estás embarazada y quieres saber más sobre qué es el hipnoparto haz click aquí o continúa leyendo testimonios de mamás que han preparado su parto con Parto Positivo.

Y por su puesto, si tienes cualquier duda sobre cómo puede ayudarte la preparación con hipnoparto, contacta conmigo por email (partopositivo@gmail.com) o por redes sociales.

Carmen

 

Pin It on Pinterest

Share This