Un parto positivo no tiene por qué ser tu parto soñado, sino aquél que acoges con amor e información, sabiendo que es el mejor para ti y tu bebé. Todos los partos son naturales porque no hay nada más natural que elegir lo mejor para ti y tu bebé en tus circumstancias

El relato de Meritxell nos muestra precisamente eso. Sus palabras están llenas de emoción, amor y fuerza, mucha fuerza, porque somos muy fuertes y el parto siempre nos muestra esa fuerza. Gracias Meritxell por compartir, por enseñarnos y por inspirarnos.

Meritxell preparó su parto con el libro y curso online de Parto Positivo y puso en práctica todo lo aprendido en el curso en su parto. No os lo perdáis porque es maravilloso.

¡Carmen! Qué ganas tenía de escribirte y darte las gracias por tu magnífico libro y el curso online. El pasado lunes nació mi hija  y no puedo ser más feliz con el parto que vivimos juntas.
Mi ilusión era un parto natural, estar en casa lo máximo posible y llegar al hospital para finalizar en las salas habilitadas y no en paritorio.
Desde la semana 36 lo teníamos todo listo. Esterillas, música, agua para estar bien hidratada y un tupper en la nevera con fruta recién cortada para tener bien el azúcar e hidratación.
Finalmente, nuestro parto deseado, no pudo ser. 
A las 41 semanas rompí bolsa y el parto no empezaba. Con una rotura de más de 12 horas, unas contracciones que no llegaban y mi historial médico (miomectomia) nos plantearon dos opciones: inducción o cesárea.
Con calma mi pareja y yo hicimos todas las preguntas que se nos ocurrieron. Qué implicaba cada uno de los caminos, durante el parto y en los días posteriores. 
El equipo médico nos recomendó cesárea, dado que un parto prolongado era incompatible con la miomectomia y la niña todavía seguía sin estar encajada. 
Pedimos que nos dejasen un rato para hablar y tomar una decisión. Y así fue, nos dejaron a solas para que pudiéramos valorar. 
En ese momento pensé tanto en ti… Nos ayudó tanto el BRAIN (Beneficios, Riesgos, Alternativas, Instinto y Nada) y las respiraciones. 
Finalmente optamos por la cesárea y no pudo ser un parto más maravilloso. Mi mujer estuvo conmigo todo el rato. Vimos salir a nuestra bebé y nos la pusiron piel con piel de inmediato y con las dos manos libres.
El empoderamiento, además, nos ayudó también en las primeras noches, todavía sin leche y la presión y amenaza de suplementos. Hoy la lactancia está siendo fantástica.
Gracias Meritxell por compartir tu experiencia y por confiar en Parto Positivo para tu preparación. Meritxell y su mujer prepararon su segundo parto con el curso online de Parto Positivo y el libro de hipnoparto
Como veis el hipnoparto no es para un tipo de parto en concreto. Es una preparación que facilita que tengas el mejor parto posible y lo vivas de manera positiva, independientemente de cómo sea tu parto. Te prepara con información (¡Siempre basada en evidencia!), eliminando miedos que nos pueden jugar una mala pasada y equipándote con muchas herramientas para navegar tu parto. Herramientas como respiraciones, relajaciones, visualizaciones, masaje o por ejemplo, herramientas para la toma de decisiones (BRAIN).

Pin It on Pinterest

Share This